viernes, 15 de septiembre de 2017

viernes, 25 de agosto de 2017

LA BIBLIA EN VERSO


Una anomalía ha alterado las estadísticas de comportamiento social entre los bibliófilos. Estos suelen ser seres huraños, ensimismados, con aspecto de perro trufero de tanto olisquear entre baldas, estantes y anaqueles pletóricos de polvo. Acostumbran, además, ser altamente misóginos, apartados de la sociedad como osos machos que ni siquiera se aparean una vez al año. Y todo esto ha mutado degenerando en actitudes patibularias y hasta se diría que fachendosas.
El descubrimiento de una Biblia inglesa publicada en 1631 es el motivo de esta monstruosidad. Sabido es que los cajistas cometían errores, pero lo descubierto por esos chismosos del mundo del papel encuadernado ¿será un error o es un error lo que divulga el resto de las Biblias? Desde que algunos iniciados descubrieron esa edición y ya en este siglo se vulgarizó el hallazgo, pues también es sabido que quien tiene la información tiene el poder, como aseguró otro inglés, un ataque de priapismo se ha generado entre ese colectivo, alejándolos de los polvorientos tabucos que acostumbraban visitar hacia las amables casas de lenocinio donde generosas damas y hasta damiselas de formas abundantes o de finas sinuosidades los acogen con afecto, desviando aquellos fondos que absurdamente se gastaban en adquirir un tratado de ornitomancia del siglo XIII o una colección de sermones de un relajado de la Inquisición que demostraba cómo para comprobar la virginidad de las candidatas al claustro, lo mejor era catarlas.
Sin más preámbulos, pues estos pueden ser farragosos aunque no sea esta la intención de quien escribe, y aun siéndolo, diremos que en esa Biblia publicada en 1631 olvidaron un not, y en el mandamiento pertinente, y así dice: Thou shalt commit adultery, que traducido a román paladino quiere decir Cometerás adulterio. Figúrense nuestros lectores las consecuencias que tal mandamiento puede traer de extenderse el discernimiento de la veraz existencia de ese volumen. ¿Vendrá de ahí la manifiesta frigidez de los hijos de la Gran Bretaña? De ser así, demostraríase que todo aquello que se prohíbe se desea, y todo aquello que se ordena se odia. Es nuestro deber, pues, agradecer el coñazo que nos dio durante 40 años el nacionalcatolicismo con la versión incorrecta de ese mandamiento, es decir el No cometerás adulterio, a consecuencia de lo cual tanto gustirrinín habemos en practicarlo por vías correctas, dicho de otra forma, en vaso idóneo, parafraseando a Torrente Ballester, o nefandas.

Michael Arnajodinski

sábado, 17 de junio de 2017

ESTA FRASE PIDE MÁRMOL






"Cuanto peor mejor para todos y cuanto peor para todos mejor. Mejor para mí el suyo beneficio político" (aplausos)
 
 
 
(Mariano Rajoy a Pablo Iglesias en el Congreso de los Diputados)

lunes, 22 de mayo de 2017

ALFRED JARRY



PENSAMIENTO PATAFÍSICO Y EXTRALÚCIDO

DE

ALFRED JARRY:





"La religiosidad está en relación directa al desarrollo de los músculos de los glúteos.
Es notable que si los músculos de la espalda, y no los glúteos, se hubiesen desarrollado, el hombre hubiese orado hacia otro cielo situado al nadir, en el centro de la tierra o en el fondo del océano"

sábado, 13 de mayo de 2017

AUTOCRÍTICA

Tengo que reconocer que soy un escritor terriblemente autocrítico, si bien es cierto que todas las críticas que hago a mis obras literarias son absolutamente favorables.


T.H. Agapito

lunes, 8 de mayo de 2017

ACORTAMIENTO DE BRAZOS

Recientes estudios antropométricos han demostrado que, las generaciones venideras padecen acortamiento de brazos. Pasamos de la acromegalia de nuestros antepasados los pitecántropos, a un acortamiento sensible de la envergadura. 

Los estudios se han basado en algunas pruebas biomecánicas, mediante las cuales hemos podido comprobar que los jóvenes sentados en un parque, no alcanzan a depositar los desperdicios que genera la comida (fast food) contemporánea en las cercanas papeleras (véase ilustración).
Esta circunstancia ha preocupado infinitamente a nuestros antropólogos, quienes, están buscando soluciones al problema. Por ahora se estudia la posibilidad de retomar las bondades del potro de tortura del S. XVI, instrumento infalible para la elongación de los cuatro miembros, e incluso idóneo para estirar la columna vertebral.  Dicha técnica se empezó a utilizar a mediados de los años ochenta con futuros jugadores de baloncesto. Los resultados son de todos conocidos.
Algunos políticos locales han apuntado a la necesidad de adscribir un barrendero en plaza fija para cada espacio público. De esta forma se generaría empleo y los afectados de acortamiento braquial, no tendrían que verse ante el molesto ejercicio de depositar los desperdicios en las papeleras. 
Sea cual sea la solución, siempre nos quedará la castiza solución de tirar las inmundicias al puto suelo. Ya vendrá otro a recogerlas.

lunes, 24 de abril de 2017

AFORISMO

HE PODIDO CONSTATAR, A LO LARGO DE MIS VIAJES, QUE EN EL RESTO DEL MUNDO, LAS GENTES TIENDEN A GENERALIZAR CUANDO HABLAN DE LOS ESPAÑOLES.

T. H. AGAPITO